TRADUCTOR-TRANSLATE

EL PRINCIPAL PROBLEMA DE LA IGLESIA, God's Kingdom Ministries


Jul 19, 2017

A menudo he escrito sobre el espíritu del denominacionalismo en la Iglesia, por el cual los hombres pertenecen a las iglesias, más que a Cristo. O, más específicamente, su primera lealtad es a la iglesia, no a Cristo.
La Biblia lo describe como el deseo natural (anímico) del hombre de ser gobernado por los hombres, más que por Dios mismo (directamente)Fue el problema que se vio en la coronación del rey Saúl, donde el pueblo insistió en ser gobernado por un hombre. La gente no veía nada malo con eso, porque no entendían la cuestión subyacente. Pero Dios lo vio y lo explicó a Samuel en 1 Samuel 8:7,
7 Y Yahweh dijo a Samuel: "Escucha la voz del pueblo con respecto a todo lo que te dicen, porque no te han rechazado a ti, sino que me han rechazado a Mí para ser rey sobre ellos".
Esto fue similar a lo que hizo Israel en la base del monte Horeb, cuando enviaron a Moisés al monte para oír el resto de la Ley, no queriendo subir por sí mismos. Querían una relación indirecta con Dios.
El Salmo 95:7,8 se refiere a este evento y a otros similares a él, diciendo:
7 ... si oyereis hoy Su voz, 8 no endurezcáis vuestros corazones ...
Los cristianos de los primeros siglos sabían que eran parte de la Iglesia Universal si gozaban de una relación directa con CristoSu relación no dependía de hombres u organizaciones o jerarquías religiosas. Ser miembro de la Iglesia era tener su nombre inscrito en el cielo, no en organizaciones terrenales (Hebreos 12:23). Pero gradualmente, el pensamiento evolucionó, y la Iglesia fue redefinida como la organización terrenal, y finalmente como la organización romana, que fue llamada "la iglesia".
Esta fue una evolución lenta desde el gobierno directo de Cristo hasta el dominio indirecto de Cristo a través de los hombresEra el mismo problema que se vio en la historia de la coronación de Saúl. La mayoría de la gente, sin conocer las Escrituras, no se daba cuenta de lo que estaba sucediendo. Como los israelitas en épocas anteriores, no entendían que estaban rechazando a Dios mismoPero Dios lo sabía, y lo tomó como algo personal.
La organización de la iglesia eventualmente quitó al pueblo el derecho de oír a Dios por sí mismos, a menos que, por supuesto, estuviera de acuerdo con los credos de la iglesia y las tradiciones de los hombresSe suponía que la iglesia no podía hacer nada malo y no podía ser corrompida. Esta actitud de orgullo se vio también en el antiguo Israel, y esto puso a los profetas en problemas. Pero al final, la gloria partió de Israel en tiempo de Samuel, y más tarde de Jerusalén en los días de Ezequiel.
La conclusión es que la Escritura muestra que los profetas tenían una relación directa con Dios que era independiente del Tabernáculo en Silo o (más tarde) del templo de Salomón.
Así que escuche este breve video del Papa Francisco, que reafirma el espíritu religioso que dirige el Vaticano. Él deja mi punto muy claro cuando dice que es peligroso para cualquier cristiano tener una relación directa con Jesús y que sólo se puede llegar a Dios a través de la "iglesia", por la que se refiere a la organización romana.
(El vídeo es en italiano y se entiende bastante bien; incluso puede poner los subtítulos en español en la ruedita de configuración).
Categoría: Noticias Comentarios

Dr. Stephen Jones

No hay comentarios:

Publicar un comentario