TRADUCTOR-TRANSLATE

EXPATRIADOS O EXTRANJEROS, Joseph Herrin



Algunas personas siempre se quejan porque las rosas tienen espinas”
   

5ª Parte

Una actitud de gratitud
Joseph Herrin (30-05-2013)

Expatriar:
• expulsar (a una persona) de su país de origen.
retirarse (a sí mismo) de la residencia de su país de origen.
retirarse (uno mismo) de la lealtad a su país.


Una actitud de gratitud es esencial si uno quiere abrazar victoriosamente la vida de discípulo de Cristo. Seguir a Cristo requiere la entrega de todas las cosas. Un hombre que rinde su vida al aceptar cualquier experiencia que Yahweh haya elegido para él, perderá y ganará muchas cosas. Yahshua les dijo a aquellos que serían Sus discípulos que calcularan el costo de seguirlo. Él les dijo que el costo era excesivamente alto. El costo con Dios incluye renunciar a cada relación, a cada posesión, entregar nuestros sueños y metas para la vida. Él ha prometido que cada sacrificio será pagado a Su tiempo, multiplicado cien veces, apretado, remecido y rebosante.


Podemos elegir enfocarnos diariamente en lo que hemos abandonado. Esto, sin embargo, conduce a la depresión, a murmuraciones y quejas. No es difícil encontrar ejemplos de actitudes indignas entre el pueblo de Dios. Una de las narraciones épicas más grandes de la Biblia relata las experiencias de los descendientes de Abraham, que fueron liberados de la esclavitud en Egipto cuando Yahweh los guió en un viaje para heredar la tierra de Canaán.

Todos los hombres, mujeres y niños que partieron de Egipto la noche de la primera Pascua eran verdaderamente expatriados. Estaban dejando atrás casas y tierras y varios muebles. Podrían llevar con ellos solo lo que podrían cargar. Vivirían en tiendas de campaña y adoptarían un estilo de vida ambulante. Se convirtieron en vagabundos sobre la faz de la tierra. Sin embargo, con la mayoría de ellos, Dios no estaba contento.


I Corintios 10:1-5
Porque no quiero que ignoréis, hermanos, que nuestros padres estuvieron todos bajo la nube, y todos pasaron por el mar; y todos fueron bautizados en Moisés en la nube y en el mar; y todos comieron la misma comida espiritual; y todos bebieron la misma bebida espiritual, porque estaban bebiendo de una roca espiritual que los seguía; y la roca era Cristo. Sin embargo, con la mayoría de ellos, Dios no estaba muy contento …


Quejas y agradecimientos
Descubrimos la razón por la cual Yahweh no estaba complacido con ellos. Estas personas que adoptaron el estilo de vida de los expatriados se centraban continuamente en lo que les había costado seguir a Dios. Lamentaban las cosas que quedaron en Egipto, esa tierra fértil y próspera de esclavitud.


La herencia a la que Yahweh los conducía era mucho mejor. Allí vivirían como personas libres. Ellos heredarían una tierra que fluía leche y miel. Yahweh les iba a dar casas que no habían construido, viñedos y huertos que no habían plantado, ciudades que no edificaron. Sin embargo, para llegar a su herencia, el pueblo de Dios primero tuvo que renunciar a la vida que habían conocido y emprender un viaje a través del desierto, que Yahweh utilizaría para poner a prueba sus corazones (actitudes).


Deuteronomio 8:2
Y recordarás todo el camino que Yahweh tu Dios te ha guiado en el desierto durante estos cuarenta años, para humillarte, probándote, a fin de saber lo que había en tu corazón …


Solo en los corazones de un remanente muy pequeño encontró fe, gratitud y un afán de seguir a Yahweh. Hombres como Moisés, Josué y Caleb fueron la excepción. La gran mayoría de hombres y mujeres se quejaba amargamente. Todos los días murmuraban sobre las dificultades y pruebas que enfrentaban. Cuando Yahweh proveyó milagrosamente pan del cielo día tras día, se quejaron de que no era tan bueno como las codornices, el pescado, los puerros, las cebollas, los ajos y los melones de Egipto.


I Corintios 10:6-12
Ahora bien, estas cosas sucedieron como ejemplos para nosotros, que no codiciemos desear las cosas malvadas, como ellos codiciaron ... No refunfuñéis, como algunos de ellos lo hicieron, y fueron destruidos por el destructor. Estas cosas les sucedieron como ejemplo, y fueron escritas para nuestra instrucción, para quienes han llegado los últimos tiempos. Por lo tanto, que el que piensa que está firme, tenga cuidado, no sea que caiga.


Durante mis años de ministerio público, he tenido interacción con un gran número de personas de Dios. Me he comunicado con miles por correo electrónico y muchos en persona. Me he encontrado con muchos que manifiestan el mismo espíritu quejumbroso que se observó entre el pueblo de Israel. Algunos encuentran fallas en cada provisión de Yahweh. Se quejan de que el viaje es demasiado largo, demasiado difícil, que hay demasiadas pruebas. Tales parecen llevar nubes oscuras con ellos en días soleados. Hablan en ocasiones de desear volver a la vida que alguna vez tuvieron. Su enfoque es hacia atrás. Al igual que la esposa de Lot, miran hacia atrás a lo que dejaron, en lugar de esperar la herencia divina que se avecina.


Lucas 9:62
Pero Yahshua le dijo: "Nadie, que después de poner su mano en el arado mira hacia atrás, es apto para el reino de Dios".



Al igual que la persona de la caricatura de arriba, muchos creyentes no alcanzan una actitud de gratitud. En cambio, manifiestan un "sentimiento de resentimiento". Su camino se vuelve extremadamente difícil. Caminan fatigosamente, cada paso es un esfuerzo hercúleo, porque en sus corazones quieren retroceder. Carecen de un afán de seguir a Yahweh a la nueva tierra de promisión a la que Él los guiaría.


Hay una declaración hecha en el relato de Moisés de las andanzas del pueblo en el desierto que revela que su problema principal no eran sus experiencias, sino su actitud hacia esas experiencias.


Números 11:1-6
Y el pueblo se volvió como aquellos que se quejan de la adversidad a la vista de Yahweh; y cuando Yahweh lo oyó, se encendió su enojo, y el fuego de Yahweh ardió entre ellos y consumió algunas de las afueras del campamento ... Y la chusma que estaba entre ellos tenía deseos codiciosos; y también los hijos de Israel lloraron otra vez y dijeron: "¿Quién nos dará carne para comer? Recordamos el pescado que solíamos comer gratis en Egipto, los pepinos y los melones y los puerros y las cebollas y el ajo, pero ahora nuestro apetito se ha ido. No hay nada en absoluto que mirar excepto este maná".


Estas palabras, divinamente inspiradas por el Espíritu Santo, revelan una profunda verdad. La gente puede hacer su viaje con Yahweh mucho más difícil de lo que realmente es al manifestar un espíritu de queja. La declaración "Ahora la gente se volvió como aquellos que se quejan de la adversidad", está preñada de significado. No había una adversidad real. Mire de qué se quejaban. Se cansaron de comer maná todos los días. El maná era agradable; tenía el sabor de obleas con miel; tenía todo lo necesario para promover la salud y sostener a quienes lo comían; fue provisto de manera milagrosa, demostrando diariamente el fiel cuidado de Yahweh hacia Su pueblo. Sin embargo, la gente llegó a despreciar lo que Yahweh les venía dando.


¿Alguna vez ha hecho lo mismo? ¿Ha llegado a despreciar algo, o alguien, que Yahweh colocó en su vida para proporcionar algo que necesitabas? ¿Alguna vez has murmurado contra la provisión de Yahweh, hablando como si fuera una gran adversidad? El apóstol Pablo nos dice que las experiencias de los israelitas se nos dieron como ejemplos para no caer en la misma manera.


Cada cristiano está llamado a seguir el Espíritu de Cristo, así como los israelitas seguían la columna de fuego y la nube. Cristo ha prometido proporcionar y cuidar a Su pueblo a lo largo del camino.


Mateo 6:31-33
"No os inquietéis entonces, diciendo: '¿Qué vamos a comer?' o '¿Qué debemos beber?' o '¿Con qué nos vestiremos?' Porque todas estas cosas los gentiles buscan ansiosamente, pero vuestro Padre celestial sabe que necesitas todas estas cosas; buscad primeramente su reino y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas".


La Iglesia ha sido corrompida en este tiempo. Los ministros regularmente hacen declaraciones falsas al pueblo de Dios; les declaran que Yahweh ha prometido a Su pueblo los banquetes y las fiestas de Egipto mientras siguen al Espíritu por el desierto. El evangelio de la prosperidad, tan popular hoy en día, lleva al pueblo de Dios a creer que puede llevarse consigo Egipto mientras camina con Cristo. Esto es un gran engaño. Aquellos que beben las aguas venenosas del mensaje de prosperidad se vuelven reacios a dejar de lado las cosas del mundo. No están dispuestos a hacer sacrificios ahora para obtener una herencia mucho mejor más tarde.


Cristo ha prometido satisfacer cada necesidad de aquellos que lo siguen, pero no ha prometido que saciará los deseos de su alma, ni les dará lo que es agradable a la carne. A veces elige alimentar a Su pueblo con "el pan de escasez y las aguas de aflicción" (Isaías 30:20). Sin duda, pan de escasez es mejor que no tener pan. Es la voluntad de Yahweh que Su pueblo dé gracias en TODAS LAS COSAS.


I Tesalonicenses 5:16-18
Estad siempre alegres; orar sin cesar; en todo dad gracias; porque esta es la voluntad de Dios para vosotros en Cristo Yahshua.



Me encuentro diariamente dando gracias a Dios por Su gran cantidad de bendiciones. Algunas personas me han escrito y me han dicho que no les gustaría vivir en un autobús escolar transformado como yo. Recuerdo el comentario atormentado de un hombre cuando comparó mi experiencia con la de los hippies de la década de 1960. Me preguntó cuándo iba a colgar adornos en el autobús. Otro rechazó tal vida al sugerir que sería casi imposible encontrar una esposa que se uniera a un hombre en tal experiencia.

A pesar de las murmuraciones de los demás, me encuentro a menudo estallando en elogios espontáneos y palabras de acción de gracias a mi Padre por el maravilloso hogar que Él ha provisto para mí. Estoy verdaderamente, sinceramente y extáticamente agradecido por el autobús que me ha proporcionado. Tiene todo lo que necesito. Está seco. Mantiene a los insectos fuera y tiene climatización controlada por dentro. Desde que pude instalar un calentador de agua instantáneo hace aproximadamente un año, me he regocijado cada vez que puedo tomar una ducha en mi auto caravana transformada. Estoy verdaderamente bendecido y siento la aprobación y el placer del Padre cuando pronuncio los pensamientos de acción de gracias que surgen en mi alma.



He conocido que el único techo sobre mi cabeza fuera una tienda de campaña en el bosque. Estaba extremadamente agradecido por la tienda que Yahweh me brindó. Cuando llovía, me mantenía seco. Cuando el bosque estaba lleno de insectos y mosquitos, los mantenía afuera para que yo pudiera dormir pacíficamente por la noche.

Durante todo un verano, mi casa fue la auto caravana que Yahweh me proporcionó, estacionada en la propiedad de una misión de rescate en el centro de Macon, Georgia. Al otro lado de la calle estaba la cárcel del condado. Detrás de mí había hileras de casas de crack. No tenía electricidad, alcantarillado ni conexiones de agua en la ubicación. Sin embargo, recuerdo haberle dicho al padre en muchas ocasiones ese verano que nunca había sido tan feliz. Yahweh me abrió la puerta para obtener membresía en un gimnasio en el centro. Por $ 32 al mes podía visitar todos los días, el tiempo que quisiera. Podía ducharme allí. También había una piscina y todo tipo de equipos de ejercicios. Había una biblioteca cerca, y cafeterías a las que podía ir en bicicleta. Podía pasar los días escribiendo y regresar a mi camioneta por la noche para dormir.


Hubo algunas noches en que la camioneta se mantenía caliente hasta después de la medianoche. Me acostaba sobre una toalla para no empapar mis sábanas de sudor. Sin embargo, me alegré de tener un lugar propio para acostarme, ya que había muchos hombres y mujeres sin hogar en la ciudad que no tenían ningún lugar. También podía esperar una ducha y un refrigerio todos los días en el gimnasio.


Incluso cuando fui encarcelado dos veces, una vez durante 60 días y otra vez durante 74 días, descubrí que tenía muchas cosas por las cuales estar agradecido. Estas experiencias no me parecieron dificultades insoportables. Claro, también había elementos que eran difíciles de soportar. Encontré el constante trueno de voces profiriendo blasfemias y obscenidades que eran difíciles de aguantar. Anhelaba a veces la paz del campo y experimentar la soledad que proviene de estar alejado de la humanidad pecaminosa por un tiempo. Sin embargo, aprecié las experiencias por lo que me enseñaron. Pude entender mejor la paciencia de Yahweh cuando observa y escucha todas las cosas todos los días. Que Él no haya limpiado una vez más la Tierra como lo hizo en los días de Noé, es un testimonio de Su paciencia y longanimidad.


A través de mis experiencias en la cárcel, aprendí un profundo aprecio por cosas que antes había dado por sentado. Anteriormente había pensado poco en las oportunidades que tenía para orar en voz alta a Dios en mi vida diaria. Sin embargo, compartir un dormitorio en la prisión con otros 80 hombres, y tener siempre a otro hombre en mi celda pequeña, me hizo saborear los raros momentos de privacidad que experimenté en la cárcel. Recuerdo que una vez mi compañero de celda tuvo que ir a la Corte. Tuve una o dos horas solo en la celda yo solo. Se convirtió en un tiempo de intensa oración mientras caminaba de un extremo a otro de la celda, rezando en voz alta, derramando mis palabras de alabanza, esperanza, anticipación y petición a mi Padre celestial. Esa celda se convirtió para mí en un castillo. Era mi sala de reuniones con el Rey de reyes. Su presencia llenaba cada esquina.



Con frecuencia he descubierto que he aprendido a apreciar algo mucho más profundamente al experimentar momentos en los que tuve que prescindir de ello. Cuando el Padre me llevó a experimentar dos períodos de cuarenta días de tiempo acampando en el bosque, separados por un descanso de dos días, llegué a apreciar una simple comida de pan y frijoles, o un plato de sopa. Aprendí esta profunda apreciación al no tener nada que comer durante gran parte de este tiempo, y poco para comer el resto del tiempo. Durante los últimos siete días de mi primer campamento de cuarenta días, no tuve comida. Durante el segundo período de cuarenta días, me quedé sin comida y no tuve nada más que agua durante mis últimos diecisiete días allí.


Yahweh me ha enseñado a buscar el lado positivo detrás de cada nube. Él me ha enseñado a alabarlo en cada experiencia. Recuerdo que durante esas temporadas de ayuno me sentí agradecido de haber estado en un lugar remoto. No me atormentó tener que ver a los demás comer, u oler constantemente la comida, mientras que yo estaba prescindiendo de ella. También experimenté muy poca hambre, y sabía que esta era la gracia de Yahweh. Le agradecí por estas cosas. Me encontraba muchas veces al día hablando en voz alta al Padre, confesándole mi gratitud por las cosas que contaba como bendiciones. Le di las gracias por los primeros años de abundancia que en mi época de escasez pude apreciar mejor.


Ayer me encontré una vez más expresando al Padre mi profunda gratitud por la provisión que envía cada día. Mi espíritu se siente aliviado cuando empiezo a expresar agradecimiento a mi Padre. Las nubes dan paso a la luz del sol, y la desesperación huye a medida que la esperanza emerge. Hay algo intrínsecamente empoderador en el simple acto de agradecer a Yahweh por las bendiciones que proporciona. La acción de gracias se ha convertido en una forma de vida para mí.


No tengo auto. Uso mi bicicleta cuando necesito ir a la tienda o a la oficina de correos. Algunos encontrarán esto como una fuente de quejas, pero he encontrado que es motivo de acción de gracias. Montar en bicicleta me ofrece el ejercicio que mi cuerpo necesita. También veo y huelo muchas cosas maravillosas a lo largo de mis paseos en bicicleta.

Para salir de la propiedad en la que estoy estacionado, viajo por un carril de tierra. Está sombreado y durante el último mes ha olido maravillosamente a madreselva. Es como tomar una bebida fría en un día caluroso encontrar el aroma de la madreselva. Cada vez que viajo por el camino le comento al Padre acerca de lo maravilloso que huele. Solo piense, ¡Yahweh diseñó ciertas plantas para exudar aromas que causan placer cuando son inhalados por la humanidad! ¡Qué cosa tan amorosa y considerada!




A lo largo de mi paseo en bicicleta he encontrado moras silvestres creciendo. A veces me detengo y tomo unos puñados y me los como. Me encanta el sabor de las moras, un hecho que el Padre seguramente sabe porque se lo digo cada vez que me las pongo en la boca. Si estuviera conduciendo un automóvil, extrañaría estas experiencias. Tenemos la opción de encontrar causas de acción de gracias o motivos de queja en todas nuestras experiencias. Acción de Gracias parece mucho más apropiado para un hijo de Dios, y trae consigo muchas recompensas.



Si estás encontrando tu camino para ser difícil; si sus experiencias parecen excesivamente amargas; pueden ser más fáciles y más dulces mediante el ejercicio de una actitud de gratitud. No es posible caminar victoriosamente como un extraño y extranjero en este mundo, siguiendo los pasos de Cristo, sin abrazar un corazón de acción de gracias.



¡Rocas de gratitud!



Este es un extracto de la serie "EXPATRIADOS"..

http://www.heart4god.ws/index_htm_files/Expatriates.pdf

Heart4God Website: http://www.heart4god.ws    

Parables Blog: www.parablesblog.blogspot.com    

Mailing Address:
Joseph Herrin
P.O. Box 804
Montezuma, GA 31063

JOB 40:6-24, Martín Stendal




Domingo, 17 de junio 2018

Libro de Job, capítulo 40:6-24-Martín Stendal


Biblias sin Fronteras (vídeo):




SEGUNDA DE CORINTIOS, Cap. 13 / 1: Pablo el juez, Dr. Stephen Jones




19 de junio de 2018




1 Esta es la tercera vez que voy a vosotros. Cada asunto [rhema, "palabra, lo que se habla"] debe ser confirmado por el testimonio de dos o tres testigos.

Pablo dijo lo mismo antes en 2 Corintios 12:14, pero allí no respaldó su declaración con una cita de la Ley. Ahora, sin embargo, enfatiza la verdad en sus cartas citando la última parte de Deuteronomio 19:15,

15 Un solo testigo no se levantará contra un hombre a causa de cualquier iniquidad o pecado que haya cometido; con la evidencia de dos o tres testigos se confirmará un asunto.

Pablo citó la Ley, como lo hacía a menudo, mostrando su autoridad en su vida y en la vida de la Iglesia. Sus cartas eran "testigos", pero en el sentido general Pablo estaba en la posición de juez con respecto a la iglesia de Corinto.


Pablo, el juez del Tribunal Superior
Anteriormente, Pablo había exigido a los ancianos corintios que juzgaran el caso del incesto y también el caso de los falsos apóstoles, que presentaban sus credenciales carnales como autoritarias en lo que respecta al gobierno divino. Esos ancianos podrían considerarse como un tribunal inferior, donde la mayoría de los casos deberían decidirse, a menos que el caso fuera demasiado difícil para ellos. Deuteronomio 17:8 dice:

8 Si algún caso es demasiado difícil para que puedas juzgar, como entre un tipo de homicidio u otro, entre un tipo de demanda u otro, y entre un tipo de agresión u otro, siendo casos de disputas en tus tribunales, entonces te levantarás y subirás al lugar que Yahweh tu Dios escogiere.

Los ancianos habían emitido sus veredictos después de la amonestación de Pablo en 1 Corintios 6:2. La segunda epístola de Pablo fue esencialmente una confirmación del Tribunal Superior de su veredicto anterior, hecho necesario cuando los culpables se negaron a cumplir con el veredicto de los ancianos. Peor aún, algunos de ellos habían rechazado el llamamiento de Pablo como juez de un Tribunal Superior y, en cambio, habían apelado a otros, a quienes Pablo llamaba "falsos apóstoles".

Por esta razón, Pablo consideró necesario presentar sus credenciales, primero como el apóstol que había establecido la iglesia en Corinto, y en segundo lugar las señales y los milagros que habían acompañado a su ministerio. Junto con estas credenciales, había demostrado su integridad por los sufrimientos que había soportado como apóstol, demostrando que no estaba en esto por dinero o para beneficio personal.

En cualquier caso, al citar Deuteronomio 19:15, la Ley de los Testigos, Pablo dio a entender que, como juez bíblico, había investigado exhaustiva y adecuadamente los cargos, de acuerdo con las instrucciones de Deuteronomio 19:18,19,

18 Los jueces investigarán a fondo; y si el testigo es un testigo falso y ha acusado falsamente a su hermano, 19 entonces le harás a él tal como había querido hacerle a su hermano. Así purgarás el mal de en medio de ti.

Como buen juez, Pablo había buscado la mente de Cristo y había averiguado la verdad del asunto. Por lo tanto, su juicio -y su carta en general- fue escrito por inspiración. Su juicio fue el juicio de Cristo.


Protocolo de la Corte Bíblica
Debemos entender que hay un procedimiento legal que debe seguirse. Los creyentes de hoy a menudo confían en la inspiración para informarse de la verdad de un asunto y por eso emiten juicios sin investigar primero los cargos. Si bien esto puede sonar espiritual, su raíz es a menudo el orgullo espiritual causado por no entender la Ley.

Hay casos en que las circunstancias hacen que dichos veredictos sean necesarios, como el caso de Ananías y Safira (Hechos 5), pero esto es inusual. Si es posible, se debe mantener el protocolo bíblico. El protocolo bíblico requiere que el juez escuche la evidencia de los testigos. No debe eludir este proceso yendo directamente a Dios para obtener un veredicto final. Ir a Dios normalmente es para la confirmación después de que se completa la investigación.

La inspiración y la revelación no deben usarse como excusa para evitar el trabajo o ahorrar tiempo. El procedimiento normal es completar la investigación, escuchar toda la evidencia de los testigos y luego orar (apelar) a Dios en caso de que el juez haya sido engañado o haya olvidado algo relevante para el caso.

Por supuesto, dado que la mayoría de nosotros no estamos en posición de juzgar un caso formalmente, debemos reconocer que nuestro entendimiento parcial en la mayoría de los casos puede ser defectuoso. Si bien podemos tener opiniones sobre las disputas que nos rodean, debemos tener cuidado de darles demasiado peso a esas opiniones, para no sentarnos en el banco del juez y asumir así las responsabilidades (y la obligación de rendir cuentas) de los jueces bíblicos.

En esencia, Pablo les estaba diciendo que su juicio era final y que si no cumplían con el veredicto divino, el juicio caería sobre ellos por desacato al tribunal. La Ley habla de tales casos en Deuteronomio 17:12,

12 El hombre que actúa presuntuosamente al no escuchar al sacerdote, que está allí para servir a Yahweh tu Dios, ni al juez, ese hombre morirá; así purgarás el mal de Israel.

La amenaza de muerte por no cumplir con el veredicto del juez usualmente era suficiente para exigir el cumplimiento, al menos en casos individuales. Sin embargo, para Israel como nación, vemos cómo Dios mató a la nación al destruir a Samaria, enviando al pueblo a la cautividad de Asiria. La nación murió debido a su desprecio a la Corte, negándose a cumplir con el veredicto dictado por los profetas.

Jerusalén también ha caído bajo el mismo veredicto más de una vez. La misericordia de Dios ha levantado la ciudad de los muertos muchas veces, por así decirlo, pero al final también sufrirá la muerte y la destrucción a menos que la ciudad entera se arrepienta de su rebelión contra Dios y Su Cristo (Jeremías 19:10,11).

Se suponía que los jueces bíblicos debían emitir veredictos como lo requiere la Ley y también por la mente de Dios (o de Cristo). Por lo tanto, se requería que el sacerdote o el juez conocieran no solo la Ley, sino también al propio Legislador y Su intención. Solo entonces podrían emitir un veredicto perfectamente equilibrado. El juicio tenía que coincidir exactamente con el crimen, ni más ni menos. En cuanto a la misericordia, este era el derecho de la víctima, no del juez. La víctima siempre retenía el derecho de perdonar.


La inspiración del veredicto de Pablo
Es aparente que Pablo no estaba "yendo" a Corinto en persona, sino que iba por medio de su carta. Aparentemente, esta era su tercera carta, y que Pablo decidió no incluir su primera carta en el canon. (Consulte Lecciones de Historia de la Iglesia, Vol. 1, capítulo 24; en castellano: https://josemariaarmesto.blogspot.com/2015/01/libro-lecciones-de-historia-de-la.html).

Pablo continúa en 2 Corintios 13:2,

2 Dije previamente, cuando estuve presente la segunda vez, y aunque ahora estoy ausente, lo digo de antemano a los que pecaron anteriormente y también a todos los demás, que si voy otra vez, no seré indulgente,

Pablo aquí estaba usando terminología legal. Cuando dice: "cuando estuve presente la segunda vez", no quiso decir que estaba en Corinto en el momento del segundo testigo (es decir, la carta). El Léxico de Thayer nos dice que presente significa "ante uno (un juez)". En otras palabras, Pablo estaba usando el lenguaje del Tribunal para transmitir el hecho de que en su epístola anterior (1 Corintios) unió a él con los ancianos para comenzar este juicio.

La redacción no es clara, pero dado que la primera carta de Pablo había instado a los ancianos a establecer la Corte y juzgar la disputa interna, el mismo Pablo era el que estuvo presente ante el juez (jueces). La comparecencia legal de Pablo todavía no era en su calidad de juez. Fue solo más tarde, después de que los culpables rechazaron el veredicto legítimo de los ancianos, que se requirió que Pablo escuchara la apelación de los ancianos al Tribunal Superior.

Pablo respondió esta apelación en esta epístola (2 Corintios), confirmando los veredictos del tribunal inferior, mientras que al mismo tiempo defendía su derecho como apóstol y juez en este caso. Habiendo tomado su decisión, todo lo que quedaba era que los culpables se arrepintieran y cumplieran con la sentencia. Rechazarla sería desacato al Tribunal. Entonces Pablo dice, "si vuelvo, no seré indulgente". En otras palabras, serían condenados a muerte, aunque tal juicio tendría que ser modificado por exilio (o excomunión).

Tal modificación se vio en varios casos en las Escrituras, comenzando con Caín (Génesis 4:12,14). Israel también fue enviado al exilio, que era el equivalente a una pena de muerte nacional.


El Tribunal Celestial
Existe una apelación final que los hombres pueden hacer cuando creen que han sido juzgados injustamente. Es la Corte Celestial. Si creen que los jueces que los declararon culpables en la Tierra han actuado sin la inspiración del Espíritu Santo, pueden apelar a Dios mismo.

En 2 Corintios 13:3 Pablo continúa,

3 ya que vosotros buscáis la prueba del Cristo que habla en mí,el cual no es débil para con vosotros, sino poderoso en vosotros.

En otras palabras, los que habían sido declarados culpables habían rechazado el veredicto de los ancianos y también habían cuestionado la confirmación de su veredicto por Pablo. Buscaron "la prueba del Cristo que habla en mí", porque dudaban de la inspiración de Pablo y no creían que él tenía la mente de Cristo. Por esta razón, Pablo sintió que era necesario defender su posición como apóstol y juez de un Tribunal Superior, así como su propia inspiración. Este caso, entonces, nos proporciona evidencia interna de que las cartas de Pablo fueron escritas por inspiración del Espíritu Santo. La disputa legal en la iglesia de Corinto, entonces, estableció el fundamento para una mayor verdad: que el Nuevo Testamento, junto con la Ley y los Profetas, es inspirado.

Me parece interesante que incluso los pequeños problemas tengan una forma de obrar hacia fines más elevados.


Category: Teachings

Dr. Stephen Jones

AÑO 1914: CAUTIVIDAD BABILÓNICA, PLEITO DE SIÓN Y ASCENSO DEL SIONISMO DE EDOM, Dr. Stephen Jones





Capítulo 4


1914 LA CAUTIVIDAD BABILÓNICA

(y el Pleito de Sión)

(Del libro "La Profética Historia de los EE. UU.", Dr. Stephen Jones)

El año 1914 fue 2.520 años después de que Babilonia se convirtió en un imperio (607 a.C.). Vemos que la historia se repite en 1914, cuando se creó un Nuevo Imperio Babilónico. El libro de Apocalipsis se refiere a él como "Misterio Babilonia", porque era un imperio secreto escondido de la gente común.

El 23 de diciembre 1913 se aprobó la Ley de la Reserva Federal, y se convirtió en ley en febrero de 1914. Esta ley creó un imperio neo-babilónico en el mundo moderno y nos puso en esclavitud financiera a ciertos banqueros de Europa que controlaban a los líderes políticos a través del poder del dinero.

La mayoría de la gente que no entiende el problema básico ve este evento puramente como el resultado de banqueros inteligentes, gente ignorante, y políticos corruptos. Yo lo veo como un juicio de Dios, de la misma manera que Jerusalén fue juzgada por Dios en los días de Jeremías. Pero vamos a ver brevemente en el surgimiento de esta Babilonia Financiera.

En 1604 la guerra terminó el dominio de España en América del Norte y dio a Gran Bretaña la región conocida como Concesión Virginia. La Corona estaba entonces ansiosa de llevar colonos para formar una colonia en esta parte del mundo, y así dio a los colonos mucha libertad, como un incentivo para vivir allí. En la primera carta de Virginia en 1606, el artículo X se ocupó de la libertad financiera:

"Y que deberán, o legalmente podrán, establecer y hacer una moneda, como pago corriente allí entre los pueblos de las diversas colonias, para la mayor facilidad de tráfico y la negociación entre ellos y los nativos de allí, de ese metal y de tal manera y forma, como los citados Consejos allí limiten y nombren".

Así, los colonos americanos crearon su propio dinero y lo pusieron en circulación para el gasto público del momento, ya que no había suficiente dinero en circulación para igualar la cantidad de la riqueza y los bienes reales que se producían. Mientras el gobierno mantuvo la cantidad de dinero más o menos igual a su producción real, no hubo inflación ni deflación.

Pero entonces, en 1694 se formó el Banco de Inglaterra, que dio a sus banqueros privados el derecho de crear dinero, y no pasó mucho tiempo antes de que estos banqueros consideraran la moneda de los colonos como moneda de competencia. Miraron la prosperidad de las colonias con ojos codiciosos y comenzaron a manipular a los monarcas para imponer leyes opresivas que transfirieran la riqueza colonial a sus propias manos.

En 1741 el gobierno inglés fue inducido a suprimir el Banco de la Tierra de Massachusetts. Diez años más tarde el Parlamento "promulgó una ley que prohibía cualquier cuestión adicional de curso legal o cuentas de crédito para la colonia de Nueva Inglaterra, y en 1764 esta prohibición anterior se extendió a todas las demás colonias". (Los Creadores de Dinero, por Gertrude Coogan, p. 178).

Esto fue "una usurpación directa de los derechos otorgados por la Corona a las Asambleas Coloniales. Willing Kings había concedido esos derechos cien años antes, varias generaciones antes de que los creadores de dinero usurparan los poderes del dinero en Inglaterra" (Coogan, p. 183).

Benjamin Franklin escribió a menudo que esta fue la verdadera causa de la guerra revolucionaria americana. No fueron meramente "impuestos sin representación", aunque ese era otro derecho colonial importante que había sido usurpado.

Y así, después que la Independencia había sido ganada, y los nuevos Estados fueron escribiendo su Constitución, Franklin fue más elocuente en insistir en el paso del Artículo 1, Sección 3, Parte 3: "El Congreso tendrá el poder de acuñar moneda y regular su valor".

El valor del dinero estaba regulado por su cantidad, en relación a la cantidad de la producción y la riqueza real que representaba. Demasiado dinero regulaba el valor a la baja, con el resultado de que los bienes costaban más dólares para poder comprarse. Demasiado poco dinero regulaba el valor hacia arriba y constreñía el comercio, causando recesiones y depresiones. En su opinión, ninguna de las partes privadas debían tener el derecho de crear dinero, sino que éste era el primer deber del gobierno. Esto también en gran parte, si no completamente, financiaría al gobierno sin la necesidad de gravar a las personas.

Alexander Hamilton se opuso a Benjamin Franklin. Abogó por un banco nacional siguiendo el modelo del Banco de Inglaterra. Él era mucho más joven que Franklin y sólo tuvo que esperar a la muerte de Franklin en 1791 para poner en práctica su plan. Hamilton es llamado el Padre de nuestra deuda nacional, ya que el 30 de abril 1781 escribió a Robert Morris, "Una deuda nacional, si no es excesiva, será una bendición nacional; un poderoso cemento de la unión; una necesidad para mantenerse al día en impuestos, y un estímulo para la industria".

Bajo esta misma filosofía, el techo que la deuda pública de Estados Unidos ahora (2006) se ha elevado a nueve trillones de dólares, lo que es más que el valor de toda la nación. Si esta deuda tuviera que pagarse, los estadounidenses no poseerían nada y todavía estarían en deudas. Todo porque hemos regalado el derecho de crear dinero a los intereses de la banca privada, que les permite crear dinero de la nada y prestar a nuestro gobierno a interés. No hay ninguna razón por que el Congreso no debería haber creado el dinero por sí mismo y ponerlo en circulación sin intereses.

Hamilton no creía que el poder de crear dinero debiera ser confiado al gobierno.

"La sabiduría del gobierno se muestra en no confiar en sí con el uso de tan peligroso y seductor remedio" (Coogan, p. 202, citando de Dewey)”.

"No, esto nunca serviría; mucho mejor, en opinión de Hamilton, que este "peligroso y seductor remedio" sea colocado en las manos de los banqueros privados para su privilegio especial y beneficio privado ..." (Coogan, p. 202).

Por supuesto, la alternativa a confiar en el gobierno es confiar en banqueros poseyendo este poder. De cualquier manera, uno tiene que confiar en hombres de mente carnal. La pregunta, entonces, es ¿vamos a confiar en los hombres de mente carnal que representan a las personas, o en los hombres de mente carnal que representan los intereses financieros privados?

El llamado "Banco de los Estados Unidos" es el nombre que Hamilton eligió para su nuevo banco. No fue más propiedad de los Estados Unidos que el Banco de Inglaterra era propiedad de Inglaterra. Recibió una carta constitutiva de 20 años, que expiró en 1811. La carta no fue renovada, y esta fue la verdadera razón de que los creadores-de-dinero británicos indujeron a Gran Bretaña a enviar tropas a luchar la "guerra de 1812".

Aunque América ganó esa guerra, los políticos no desperdiciaron la lección. Después de un amargo debate, la carta del mal llamado "Banco de los Estados Unidos" fue establecida en 1816 por otros 20 años. Entonces el presidente Andrew Jackson se negó a renovar la carta en la década de 1830.

"Desde ese momento hasta la aprobación de la Ley de la Banca Nacional en 1863, las potencias internacionales de dinero libraron una batalla constante para obtener, a través de un banco central, el control de los poderes de creación de dinero en los Estados Unidos" (Coogan, p. 210).

"En el momento en que se aprobó la Ley del Banco 'Nacional', el presidente Abraham Lincoln estaba enseñando honestamente a la gente a entender que el papel moneda no convertible, creado bajo la autoridad del gobierno de Estados Unidos, era el único tipo de moneda que se debía permitir" (Coogan, Pág. 214).

Lincoln financió la guerra civil mediante la emisión de $ 150 millones en "Greenbacks", bajo la autoridad de la Constitución. Esto fue, por supuesto, el pecado imperdonable para estos principales banqueros. No es de extrañar que él fuera asesinado. El próximo presidente en cometer el mismo "pecado" fue John Kennedy, que emitió Notas Legales Estadounidenses en 1962, sellando así su perdición. Estas fueron retiradas rápidamente de la circulación tan pronto como el presidente Johnson sustituyó a Kennedy. Aún así, algunas permanecieron en circulación. Yo personalmente he visto algunos de esos billetes de banco.

Saltando al año 1914, la Ley de la Reserva Federal creó un Banco Central que consolidó las prácticas bancarias ilegales e inconstitucionales en un único sistema de banca privada a través del cual la economía estadounidense y el gobierno podrían ser controlados y gestionados desde detrás de las escenas. Esto es lo que convirtió Babilonia de un mero "país" a un "imperio" en la era moderna. Fue una repetición 2.520 años después del imperio bíblico original.

Por tanto, los Estados Unidos se encontraron bajo el juicio divino. ¿Qué pecados cometimos? Mejor aún, ¿qué pecados nosotros no cometimos? Pero sobre todo, esta neo-Babilonia fue posible principalmente porque no excluimos a los no cristianos de convertirse en ciudadanos e incluso de ocupar cargos en el gobierno. Por lo tanto, se permitió a hombres malvados y codiciosos tomar el control sobre nuestras instituciones.

El pueblo cristiano en América votaba al partido, no en función de cuestiones de carácter cristiano. Se convencieron de que podría confiarse el poder a hombres de mente carnal, si sólo prometían lo que la gente quería escuchar. Esto siempre supone, por supuesto, la caída del gobierno cristiano cada vez que se ha intentado. La Biblia nos ha dado un sistema judicial y una forma de gobierno perfectos, pero siempre que se implementen por hombres imperfectos, nunca se convertirán en una realidad sobre la Tierra. La historia de Israel demuestra que este es el caso.

Pero Dios ha estado trabajando para dar a luz a los hijos de Dios, para que Su Reino tenga administradores incorruptibles. Cuando se complete este tiempo, Daniel 7:27 nos dice,

27 A continuación, la soberanía, el dominio y la majestad de los reinos bajo todo el cielo serán entregados al pueblo de los santos del Altísimo; Su reino será un reino eterno, y todos los dominios le servirán y obedecerán.

Pero antes de que este gran evento se llevara a cabo, según el Plan Divino era necesario ver el ascenso del imperio babilónico en este tiempo del fin. Era necesario llevar al mundo a un tiempo final de esclavitud para que las personas conocieran por experiencia la alternativa amarga a Su reino. Por lo tanto, la profecía de Daniel 2, que retrata la sucesión de opresivos imperios mundiales desde la antigua Babilonia hasta el actual Misterio Babilonia, muestra que va a ser derrocada al final. Sólo entonces se sustituirá por el Reino representado por la Piedra, que luego crecerá hasta llenar toda la Tierra (Dan. 2:35).



Capítulo 5


1917 El ascenso del Edom Moderno

(Esaú se disfraza de Jacob)


Ya he demostrado que el año 1914 fue 2.520 años después que Babilonia se convirtió en un imperio en el año 607 a.C. Ahora veremos que 1917 fue 2.520 años después de que Babilonia conquistó Jerusalén en el 604 a.C..

Como mostramos antes, 2.520 es el período de juicio a largo plazo de "siete tiempos". Por lo tanto, lógicamente estaríamos esperando mirar hacia Jerusalén en 1917, para ver qué eventos podrían ocurrir para revertir los acontecimientos del 604 a.C. La historia nos dice que el general Allenby de Gran Bretaña entró en Jerusalén el 10 de diciembre 1917 después de que los turcos habían permitido evacuar la ciudad. Este evento había sido proyectado por H. Gratton Guinness por más de veinte años antes. Guinness incluso señaló la fecha exacta de Hageo 2:18, "el día veinticuatro del noveno mes" (en el calendario hebreo). En 1917 esa fecha resultó ser el 9 de diciembre.

El año 1917 fue también el año 1335 del calendario islámico. Tengo en mi poder una moneda conmemorativa de Turquía con la fecha de 1917, por un lado, y de 1335 en el otro. El número 1335 es el número "bendecido" que se encuentra en Daniel 12:12, coincidiendo con el día veinticuatro del noveno mes -un día de bendición (Hageo 2:19).

Así, el año 1917 podría ser parte de una serie diferente llamada "La Profética Historia de Gran Bretaña", porque ese fue el año que Palestina quedó bajo la autoridad de la "Union Jack" (el apodo para la bandera británica). Jack es la abreviatura de Jacob. Así pues, la Tierra fue devuelta a Jacob con el fin de que "Jacob" pudiera a su vez restaurarla a Esaú (los sionistas) por una temporada, a partir de 1948. Para una descripción completa de la historia y las razones que Dios permitió que el sionismo tuviera éxito, véase mi libro, La Lucha por el Derecho de Nacimiento (en castellano: http://josemariaarmesto.blogspot.com.es/2014/08/libro-la-lucha-por-el-derecho-de.html).

El año 1917 fue importante en otro sentido también, porque fue el año de la llamada "revolución rusa". ¿Por qué un evento "Ruso" tienen alguna relación con la caída de Jerusalén en el año 604 antes de Cristo? Simplemente porque no era una revolución "Rusa" en absoluto, sino una revolución judía en Rusia. Esto fue bien documentado en 1919 en el "Informe Overman" del Senado de Estados Unidos encabezada por el senador de Carolina del Norte Overman.

Así, en el año 604 antes de Cristo fueron puestos los judíos (judaítas) en servidumbre a Babilonia; y 2.520 años más tarde, se sacudieron el yugo de un gobierno extranjero de la mayoría de los judíos en el mundo -los Judíos Ashkenazi de Europa del Este. La gran mayoría de los dirigentes bolcheviques eran judíos, y los primeros 250 comisarios de Rusia fueron importados desde el Lower East Side de Nueva York. Entre ellos el brillante rabino, Lev Bronstein, quien adoptó el nombre, León Trotsky.

No es mi propósito aquí tratar de probar todos estos acontecimientos históricos, que son bien conocidos por todos los que han estudiado la historia, aunque a menudo estos hechos se hayan utilizado para fomentar la lucha y el odio. No puedo parar el odio, porque yo no puedo cambiar los corazones de los hombres, pero puedo poner estas cosas en un contexto bíblico y profético, que muestra el propósito de Dios en la historia. Para mí, la historia es el estudio del Plan Divino. Conocer las Escrituras y los ciclos de tiempo proféticos pone nuestro enfoque en establecer el Reino de Dios, e impide a los hombres el mal uso de los hechos históricos promoviendo el odio.

El simple hecho es que Jacob obtuvo la primogenitura y la bendición de Esaú de manera ilegal, porque no creía que Dios era capaz de hacer lo que Él había profetizado sin su ayuda. Los descendientes de Esaú (Edom, o Idumea) fueron finalmente conquistados y absorbidos por la judería en el 126 a.C.. Josefo nos dice en Antigüedades de los Judíos, XIII, ix, 1,

"Hircano tomó también Dora y Marissa, ciudades de Idumea, y sometió a todos los idumeos; y les permitió permanecer en el país, si aceptaban ser circuncidados, y hacer uso de las leyes de los judíos; y estaban tan deseosos de vivir en el país de sus antepasados, que se sometieron a la utilización de la circuncisión y al resto de las formas de la vida de los judíos; momento en el cual, por lo tanto, lo que les aconteció fue que de aquí en adelante no eran otra cosa que judíos".

Esto es confirmado por La Enciclopedia Judía Nueva Estándar, editada por el Dr. Cecil Roth y Dr. Geoffrey Wigoder (edición 1970), que dice sobre "Edom", en la página 587,

"Los edomitas fueron conquistados por Juan Hircano, que los convirtió al judaísmo a la fuerza, y desde entonces se constituyeron en una parte del pueblo judío, siendo Herodes uno de sus descendientes. Durante el asedio de Tito a Jerusalén, marcharon a reforzar los elementos extremos, matando a todos los que sospechaban de tendencias de paz. A partir de entonces, dejaron de figurar en la historia judía. El nombre en el Talmud es un sinónimo de un gobierno opresor, especialmente Roma; en la Edad Media, se aplicó a la Europa cristiana".

Aunque los judíos absorbieron a los idumeos, no querían admitir que ahora tenían que cumplir las profecías del tiempo del fin correspondientes a Idumea-Edom. Así, como se lee de arriba, comenzaron a aplicar el término "Edom" a Roma y luego a "la Europa cristiana". Pero el hecho histórico sigue siendo, como ellos mismos admiten, que Edom fue absorbido por la judería en el 126 a.C.. Por lo tanto, están mal cuando aplican las profecías edomitas al cristianismo, porque el zapato encaja a la perfección en el otro pie. Esto significaba que los judíos tendrían que cumplir con todas las profecías de Esaú-Edom en los últimos días -porque no había nadie más para cumplir con ellas.

En la caída de Jerusalén en el año 70 d.C., Dios dispersó la nación Judá-Edom, poniéndolos bajo un yugo de hierro (Dt. 28:48), como se describe en La Lucha por el Derecho de Nacimiento-Primogenitura (en castellano: http://josemariaarmesto.blogspot.com.es/2014/08/libro-la-lucha-por-el-derecho-de.html). La Ley les prohibía regresar sin arrepentimiento (Lev. 26:40-42). El sionismo de la década de 1900 se estableció como un movimiento político. Pero ya a Judá en sí le estaba prohibido volver sin arrepentirse primero, los judíos podrían volver sólo bajo la promesa dada a Esaú en Génesis 27:40. Jacob tendría que devolver el Derecho de Nacimiento a Esaú y permitir que Dios se la diera al hijo que le correspondía, en Su tiempo y forma designados.

Por lo tanto, con el fin de que "Jacob" pudiera darle la Tierra de nuevo a "Esaú", la vieja Tierra tenía que volver bajo el control de Gran Bretaña (bandera "Union Jack"; Jack = Jacob). Esto ocurrió en 1917, y "Jacob", posteriormente, se la devolvió a Esaú en 1948. Esto restauró el Derecho de Nacimiento de nuevo a los herederos de Esaú incluidos en la judería, rectificando el antiguo mal perpetrado a Esaú en Génesis 27.

Tome nota, sin embargo, que esto significa que el Estado sionista de "Israel" es realmente Esaú disfrazado. Así como Jacob se hizo pasar por Esaú para robar la primogenitura de él en Génesis 27, así también ahora Esaú se hizo pasar por Jacob para recuperarla. Así como Jacob se aprovechó de la ceguera de Isaac, también Esaú se ha aprovechado de la ceguera de la Iglesia para recuperarla. Si bien esto parece injusto, en realidad es la justicia del "ojo por ojo".

Vemos, pues, que los acontecimientos de 1917 sentaron las bases para el estado sionista en 1948. Ahora estamos llegando a la resolución final de este plan, porque los métodos violentos y sangrientos de Esaú, al "tomar el reino por la fuerza", están demostrando a todos los hombres que él es un hijo indigno. En Mal. 1:2,3 Dios le dijo al profeta: "Sin embargo, yo amé a Jacob, pero a Esaú aborrecí". Tal declaración coloca a Esaú y sus descendientes bajo las disposiciones de la Ley del Hijo Odiado, que se encuentra en Deut. 21:15-17. Afirma que un hombre no puede desheredar al hijo de una esposa odiada. Tal situación podría suponer que su hijo fuera odiado también.

Los siguientes versículos tratan con hijos rebeldes. La conexión es obvia. Un hijo rebelde podía ser desheredado, como fue desheredado Rubén (1 Crónicas 5:1). Por lo tanto, la Ley deja claro que Esaú no podía ser desheredado hasta que demostrara ser un hijo rebelde. Jacob no tuvo la paciencia para esperar a que Esaú se demostrara indigno. Y por ello se tuvo que esperar al 20º siglo, con la creación del Estado sionista.

Ahora estamos llegando al clímax de la historia, cuando Dios resuelve "la controversia (o pleito) de Sión" (Isaías 34:8). Los versículos 5,6,8 y 9 nos dicen,

5 Porque mi espada se embriagará en los cielos, he aquí que descenderá sobre Edom en juicio, y sobre el pueblo a quien he dedicado a la destrucción. 6 La espada de Yahweh está llena de sangre ... Porque Yahweh tiene sacrificios en Bosra, y una gran masacre en la tierra de Edom … 8 Porque Yahweh tiene un día de venganza, un año de retribuciones en el pleito de Sión. 9 Y sus arroyos se convertirán en brea, y su tierra suelta (polvo) en azufre, y su tierra en brea ardiente. 10 No se apagará de noche ni de día, su humo subirá por siempre; de generación en generación será asolada; y nunca más pasará nadie por los siglos de los siglos.

Isaías no sabía nada acerca de la guerra nuclear, por lo que describió esto en los términos que él conocía. Repite esta descripción en Isaías 29:1-6, donde Dios dice que Él peleará contra Jerusalén:

5 Pero la multitud de tus enemigos [es decir, los enemigos de Jerusalén, que también se dice que son los enemigos de Dios] deberán ser como polvo fino, y la multitud de los más despiadados como el tamo que se sopla lejos; y sucederá al instante, de repente. 6 De Yahweh de los ejércitos que [Jerusalén] será sancionada con truenos y terremotos y gran ruido, con torbellino y tempestad, y llama de fuego consumidor.

Así vemos que el juicio sobre Edom en el capítulo 34 es similar al de Jerusalén y sus habitantes en el capítulo 29. Eso es porque en ese día Edom estará en control de Jerusalén, como Mal. 1:4 nos dice,

4 Aunque Edom dice: "Se nos ha golpeado, pero volveremos a levantar las ruinas"; así dice Yahweh de los ejércitos, "Ellos edificarán, pero yo voy a derribar”; y los llamarán territorio impío y pueblo contra quien Yahweh está indignado para siempre.

He aquí, pues, Edom se presenta como sionista, en aquellas personas que tienen el deseo de heredar la vieja tierra que Jacob había robado. Así que a pesar de su naturaleza rebelde, Dios tuvo que darle la Tierra de nuevo a Esaú por una temporada, con el fin que él se probara a sí mismo como hijo indigno y así pudiera ser desheredado de manera legal.

Cuando Dios quite Jerusalén a los edomitas sionistas, todos sabrán que Dios lo ha hecho por Su justicia perfecta. Excepto, por supuesto, para los descendientes de Esaú, que quedarán amargados, decepcionados y enojados con Dios una vez más. Sin embargo, incluso sus ojos serán abiertos al final y estarán de acuerdo con Dios en que Él fue justo en Sus juicios.

Y así, el año 1917 fue un punto de inflexión en la historia del mundo. Se demostró que era el comienzo de un siglo de conflicto en Rusia, Europa y el Medio Oriente. Estos eventos están ahora empezando a llegar a un clímax. Cuando Dios resuelva este "pleito de Sión". Creo que el resultado será el amanecer del Reino de Dios sobre la Tierra. Ahí es donde se centran mis esperanzas y oraciones, y donde se registra mi ciudadanía.

En las profecías de Daniel 2, vemos que Roma se describe en términos de HIERRO. Por lo tanto, llamamos a esta cuarta bestia (Dan. 7) "el reino de hierro".

Cuando Constantino (con Licinio) conquistó Roma a principios del siglo IV, no pasó mucho tiempo antes de que Constantino se convirtiera en el único gobernante. Una de las primeras cosas que hizo fue construir una nueva capital en el Este, a la que llamó Constantinopla. Hoy en día se conoce como Estambul. Por lo tanto, Constantinopla fue conocida como la "Nueva Roma". El emperador nunca vio la ciudad de Roma de nuevo.

No mucho después, el imperio se dividió en dos partes con el fin de gobernarlo de manera más eficiente. El este y el oeste se convirtieron en las dos "piernas" de hierro como Daniel 2:33 representó. Cuando el Imperio Romano de Occidente cayó en el año 476 d.C., el Imperio de Oriente siguió funcionando con la "Nueva Roma" como su capital. A través de los siglos su territorio fue erosionado, pero duró hasta 1453, cuando la ciudad fue finalmente tomada por los turcos otomanos.

Miles de estudiosos de habla griega de la ciudad inundaron Europa, trayendo con ellos manuscritos griegos del Nuevo Testamento y una nueva apreciación de la cultura griega. Sin embargo, el centro cultural y religioso ortodoxo oriental se había roto, y ahora se trasladó a una nueva ciudad -Moscú en Rusia. Moscú -y la propia Rusia- se convirtieron en los herederos de la cultura romana y la religión ortodoxa de Constantinopla. Así, el Imperio Romano se trasladó al Norte.

Permaneció allí hasta 1917, cuando la Revolución Bolchevique derrocó al orden existente y puso a la iglesia ortodoxa rusa bajo su control. Una vez más, el centro cultural y religioso fue interrumpido, y se trasladó al sur de Kosovo en los Balcanes. Por lo tanto, Kosovo se convirtió en la última "Nueva Roma". Entonces la ortodoxia griega fue interrumpida de nuevo en la década de 1990 en la guerra de Kosovo. Fue realmente el final de una guerra de siglos de antigüedad sobre el imperio de hierro de Roma, que aún hoy no ha dejado totalmente de existir.

Para entender realmente los acontecimientos del siglo 20, también debemos entender las Leyes de la Tribulación y las Leyes de la Cautividad. Éstas se encuentran principalmente en Lev. 26 y Deut. 28. Cubrí este trasfondo en mi libro, La Lucha por el Derecho de Nacimiento, en el capítulo 4 (en castellano: http://josemariaarmesto.blogspot.com.es/2014/08/libro-la-lucha-por-el-derecho-de.html).

El concepto principal a captar es el del yugo de hierro y el yugo de madera. El yugo de hierro se menciona en Deut. 28:48 y es descrito en el contexto de ese pasaje. Si Israel recibía un yugo de hierro, significaría que una nación extranjera vendría en guerra contra ellos, destruiría su nación, y los desplazaría de sus tierras.

La Ley en sí, sin embargo, no describe la sentencia alternativa -el yugo de madera. Esto se dejó para el profeta Jeremías, que habló de él en Jer. 27 y 28. El contexto nos muestra que el yugo de madera era el caso en que Dios ponía a la nación bajo la autoridad de una nación extranjera, pero no habría guerra destructiva; en lugar de ello, el pueblo reconocía la sentencia como proveniente de la mano de Dios y por lo tanto se sometería a los invasores, reconociendo que Dios era justo en Su juicio. El yugo de madera, entonces, consistía en colocar a la nación en "vasallaje". Ellos simplemente pagaban "impuestos" mientras podían seguir viviendo en su propia Tierra. El yugo de madera era un juicio misericordioso, pero requería la fe en Dios, mediante la aceptación de la misma sentencia. Fue la principal misión de Jeremías tratar de conseguir que Jerusalén en sus días aceptara el hecho de que Dios había entregado Judá en manos de Nabucodonosor, rey de Babilonia (Jer. 27:6-12). ¡Por supuesto, le echaron en la cárcel por traición! Los babilonios finalmente lo liberaron.

Tomando este principio para el siglo 20, ya hemos demostrado que los Estados Unidos fue conquistada por Babilonia en 1914 en un ciclo de 2.520 años de la cautividad originales. La pregunta es la siguiente: ¿Acaso los EE.UU. cayeron bajo un yugo de madera, o un yugo de hierro?

Obviamente, ya que no estábamos deportados o privados del derecho a la propiedad de la Tierra, podemos ver que estamos bajo un yugo de madera. En 1916 se aprobó la Enmienda XVI, que era un impuesto sobre los "ingresos".corporativos En última instancia, esto fue interpretado por el IRS (impuesto sobre la renta) en el sentido de que los salarios personales también pudieron someterse a imposición. Por lo que es fácil de ver que ahora estamos pagando "tributo" bajo un yugo de madera.

Todo este cautiverio a Babilonia comenzó con una acción encubierta el 23 de diciembre de 1913, cuando sólo cinco senadores aprobaron la Ley de la Reserva Federal, mientras que el resto estaban en casa por las vacaciones de Navidad. Fue firmado por el presidente Woodrow Wilson, que ni siquiera leyó este "proyecto de ley de rutina de la banca", y más tarde admitió que fue el mayor error de su carrera. ¿Pero lo era? No desde la perspectiva de Dios, porque Él estaba trayendo juicio sobre nosotros por nuestros pecados.

Los conspiradores, dirigidos por Paul Warburg, habían elaborado este proyecto de ley en la Isla Jekyll unos años antes, como más tarde se informó en los medios de comunicación. Ellos pensaban que eran muy inteligentes, sin saber que Dios estuvo detrás de ello todo el tiempo. Dios cegó a la mayoría de los estadounidenses de ver lo que estaba pasando con esto, porque si hubiéramos conocido los hechos, el pueblo estadounidense habría tomado las armas y expulsado a los cambistas del templo. Pero Dios nos cegó a fin de garantizar que aceptáramos Su yugo de madera. De lo contrario, habríamos caído en la misma trampa de la rebelión patriótica a la que Jeremías se enfrentó en su tiempo. Dios entonces habría impuesto un yugo de hierro sobre nosotros.

Dios no lo hizo, sin embargo, nos dio una señal para que los sabios entendieran. El proyecto de ley fue firmado por el Woodrow (hilera de árboles) Wilson. Él nos dio el yugo de madera.

Sin embargo, otras partes del mundo no fueron tan afortunadas. Nueva Roma (Moscú) y sus países satélites de Europa oriental recibieron el yugo de hierro, que los historiadores llegaron a llamar la Cortina de Hierro. Muchas de las personas fueron desplazadas, expulsadas de sus tierras a las granjas colectivas. Millones murieron durante las dos primeras décadas.

Por lo tanto, el mismo heredero de la civilización romana (Rusia) recibió un yugo de hierro. Esto duró exactamente 70 años, al igual que el antiguo imperio babilónico. En el 70 aniversario de la llamada "Revolución Rusa" (1917-1987), el presidente Gorbachov hizo su famoso discurso de aniversario ante el Soviet Supremo, que rompió la espalda del mismo comunismo. La antigua Unión Soviética comenzó a implosionar, y pronto se rompió en pedazos. El cautiverio de yugo de hierro comenzó a terminar en 1987, precisamente en 2520 años después que Medo-Persia terminó la cautividad de Judá en el 534 a.C..

El rey persa Ciro permitió a los cautivos de Babilonia regresar a su Tierra, pero este evento, aunque bueno, en realidad no estableció libres a los judaítas. Simplemente terminó su yugo de hierro y los puso bajo el yugo de madera. Lo mismo sucede con la Rusia de hoy, aunque todavía están sufriendo los efectos del yugo de hierro.

¿Cuando terminará este yugo de madera, finalmente? No sé a ciencia cierta. Pero es útil saber cómo hemos llegado a donde estamos hoy y que entendamos nuestra posición actual bajo el yugo de madera. Yo sé esto, sin embargo: El yugo de madera no terminará hasta que Dios nos haga libres, y Dios no lo hará hasta que el pueblo se arrepienta. Y es dudoso que la gente se arrepienta antes que vea la Manifestación de los Hijos de Dios.

¿Por qué? Porque Daniel 7 deja claro que los santos del Altísimo, heredarán el Reino después de la cuarta bestia y su extensión (el "Cuerno Pequeño") hayan seguido su curso completo. Creo que esta es una referencia a la Manifestación de los Hijos de Dios, porque este es el evento que califica a las personas para gobernar con justicia, paz, y amor perfectos.