TRADUCTOR-TRANSLATE

ROMPIENDO LA CADENA DE LA INCREDULIDAD ( VER PARA CRECER), Ministerio Filadelfia

Un grandísimo amén Gregorio. 
Solo los que han muerto al hombre viejo pueden verle. Solo los de limpio corazón verán a Dios. Solo los que reciben el "segundo toque" dejan de ver a los hombres como árboles, para discernir con nitidez. El VELO del alma ha  de ser rasgado para que  podamos ver con la luz gloriosa del Lugar Santísimo, la luz de la Shekiná en lugar de la luz tenue de la menorá en el Lugar Santo.
Gracia y paz en el Amado.





2 comentarios:

  1. AMEN HERMANO! GRACIAS POR TU LABOR, HUMILDAD Y HERMANDAD! DIOS TE BENDIGA! GREGORIO MAKRIDIS

    ResponderEliminar